Política

INICIATIVA DE SALUD MATERNO-INFANTIL

Con el permiso de la presidencia.

Compañeras Diputadas y Diputados:

Cada día mueren en todo el mundo unas 830 mujeres por complicaciones relacionadas con el embarazo, el parto o puerperio, y la mayor parte de estas muertes podrían haberse evitado.

La salud materno-infantil es una prioridad para el Gobierno de la Ciudad de México, sin embargo, nos queda mucho por recorrer ya que la muerte de mujeres y recién nacidos sigue siendo una realidad.

 

La salud materna comprende todos los aspectos de la salud de la mujer desde el embarazo, al parto hasta el posparto. Aunque la maternidad es a menudo una experiencia positiva, para demasiadas mujeres es sinónimo de sufrimiento, enfermedad e incluso de muerte.

Cada día surgen testimonios de mujeres sobre las complicaciones en su embarazo, los padecimientos que sufren sus hijas e hijos desde que nacieron, o peor aún, el dolor por perder a un bebé sin siquiera haberlo conocido.

Esto tiene múltiples causas, entre las que se encuentran la falta de un diagnóstico oportuno y tratamientos inadecuados por un registro clínico insuficiente.

El expediente clínico es el instrumento con el que el personal médico registra el historia de salud de la paciente, en el caso de las mujeres embarazadas, el progreso de la gestación, lamentablemente este documento se queda en manos del médico tratante pues no se le da una copia a la futura madre, con la que podría tener mayor seguridad e información en sus manos.

Por ello, cuando una mujer, asiste a un consultorio distinto al que inició su control de embarazo, en busca de una segunda opinión o por necesidad especial, no cuenta con la información que ya se había recabado en su expediente por lo que su diagnóstico puede no se acertado, por qué su historial estará incompleto o erróneo.

Algo semejante ocurre en los casos de urgencia, pues el personal médico no tiene la información suficiente para atender las necesidades específicas de las mujeres embarazadas, lo que puede tener grandes consecuencias para la salud de madres e hijos.

Es por eso que propongo establecer en la Ley de Salud, la entrega de un Expediente Clínico Materno, como instrumento que garantice a las mujeres una mejora en la atención clínica desde el momento en el que se inicia el control del embarazo, incluso en los casos de urgencias pues con él, se tendrá siempre que se requiera la información necesaria a la mano.

Las mujeres necesitamos de un embarazo con menos percances, para poder ofrecer a nuestras hijas e hijos un futuro salúdale, y qué mejor que contar con un expediente clínico siempre a nuestra disposición que nos ayude a cuidar de nuestra salud.

Con ello  se involucra a las mujeres en el seguimiento de su salud durante la etapa materno-infantil, buscando crear con el expediente clínico materno más experiencias de parto positivas. 

Es por esto que la iniciativa que presento hoy, tiene por objeto implementar el Expediente Clínico Materno como parte de los servicios de salud materno-infantil de la Secretaría de Salud de la Ciudad de México, lo que coadyuvará a reducir los riesgos de salud, mejorar la atención médica y la calidad de vida en miles de mujeres y recién nacidos.

Con lo que se busca, evitar muertes de mujeres y recién nacidos por complicaciones en el embarazo o parto, aumentando la posibilidad de llevar una vida sin dolor a miles más, así mismo, con su implementación  se reducirá el gasto público destinado al tratamiento de una serie de padecimientos causados en el embarazo y éste recurso lograría ser canalizado a lograr la cobertura universal de la salud materno infantil.

Gracias por su atención

Es cuanto Diputada presidenta.

Previous Story
Next Story

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply